Cáncer: Todo el conflicto ha terminado

Capítulo tres: El rebaño protegido por el Gran Pastor

El aspecto más importante del Reino mesiánico es la paz universal. Cuando surjan diferencias entre las naciones, tales diferencias ya no se resolverán por conflictos militares, sino solo por la palabra del Señor desde Jerusalén. Incluso el arte de la guerra será olvidado. ADONAI profetiza por medio del profeta Isaías y dice: E irán muchos pueblos y dirán: ¡Venid, subamos al Monte de YHVH, A la Casa del Dios de Jacob! Él nos enseñará sus caminos, Y nosotros marcharemos por sus sendas, Porque de Sión saldrá la Ley y de Jerusalem la palabra de YHVH. Él juzgará entre las naciones, y reprenderá a muchos pueblos. De sus espadas forjarán arados y de sus lanzas, hoces; No alzará la espada nación contra nación ni se adiestrarán más para la guerra (Isaías 2:3-4).

El nombre árabe es Al Sartan, que significa quién sostiene o el que une, y puede ser una forma de la palabra hebrea unir. No hay una antigua palabra hebrea conocida para cangrejo. Era una criatura impura y se incluiría en el término general bichos. La palabra siríaca Sartano también significa unir. El nombre griego es Karkinos, que significa sostener o rodear, al igual que el latín, Cáncer, y por lo tanto se aplica al cangrejo. El nombre árabe Ker o Cer también significa rodear; sin embargo, el antiguo nombre acadio del mes es Su-kul-na, el poseedor de la semilla.

En el centro del signo hay un grupo de estrellas notablemente brillantes, tan brillantes que a veces se puede ver a simple vista. Parece un cometa y está formado por una gran multitud de estrellas. Los astrónomos modernos la han llamado Colmena, pero su nombre antiguo nos ha llegado como Praesepe, lo que significa un gran número o descendientes.

El signo contiene 83 estrellas, una de las cuales es de tercera magnitud y siete de cuarta magnitud. La estrella más brillante, zeta (en la cola), se llama Tegmine, o sujetando. La estrella alfa (en la garra inferior grande), se llama Acubene, que, en hebreo y árabe significa refugio o escondite. El Salmo 32:7a dice: Tú eres mi refugio, me guardarás de la angustia, Me rodearás con cánticos de liberación. Otras estrellas no identificadas se llaman Ma'alaph (árabe), miles reunidos, y Al Himarein (árabe), los niños o corderos.

Con este signo estamos llegando al final del testimonio en las estrellas. El signo de Cáncer señala a Sus redimidos, y el siguiente y último signo, Leo, apunta a Sus enemigos. Las tres constelaciones que lo acompañan desarrollan esta verdad. Tenemos el pequeño rebaño (los de fe esperando ansiosamente el Reino milenial), el gran rebaño (los de fe durante el Reino milenial) y el barco que muestra a los viajeros y un gran número traído sano y salvo a casa; todo el conflicto ha terminado.

1. Ursa Minor (La Osa menor): La Biblia describe a Dios como nuestro Hacedor (Job 4:17, 35:10; Proverbios 14:31; Eclesiastés 11:5; Isaías 54:5), y Job declara que Él es el Hacedor de la Osa. Más tarde, ADONAI cuestiona el conocimiento de Job sobre el movimiento de las estrellas. Le pregunta a Job retóricamente:

¿Puedes hacer que las constelaciones (que es otra traducción de los planetas o el zodíaco) salgan a tiempo? ¿Puedes guiar a la Osa Mayor y a la Menor? (Job 38:32 NVI)? Entonces, aunque un Osito y un Oso grande representan las constelaciones, tienen un significado más profundo, como veremos.

La constelación que llamaremos Pequeño Rebaño contiene 24 estrellas, una de segunda magnitud, dos de tercera y cuatro de cuarta. La estrella más brillante, alfa (en el punto de lo que hoy es la cola), es la estrella más importante de todos los cielos. Se llama Al Ruccaba, que significa la vuelta o montado en, y es hoy la estrella Polar o Central. No gira en círculo como lo hace cada estrella, sino que se mueve muy lenta y constantemente a través del cielo en lo que parece ser una posición fija. Cuando se formaron estas constelaciones, el Dragón o Satanás (una de las constelaciones de Sagitario) ocupó este importante punto. Pero se ha movido muy lentamente hasta el punto de la estrella Ruccaba, por lo que hoy se conoce como la Estrella Central.

Como las ovejas son las más importantes en la mente del pastor, las de la fe son las más importantes en la mente del SEÑOR. Él se preocupa por nosotros, nos protege y nos nutre. En ese sentido, somos el rebaño más importante en todo el universo.

La Osa Menor es una imagen de aquellos de fe que esperan la Segunda Venida de Cristo y el Reino Milenial. Ellos son los que entran por la puerta estrecha y rechazan la puerta ancha del logro humano. La puerta ancha conduce a la perdición, mientras que solo la puerta estrecha conduce a la vida, y solo unos pocos la hayan (Mateo 7:13-14). Eso es exactamente por lo que es estrecha. La mayoría de los viajeros optan por atravesar la puerta ancha, que es atractiva, cautivante y atestada, pero esa puerta solo conduce a la perdición; entonces tenemos dos grupos, viajando a través de dos puertas y en dirección a dos destinos.

Los que pasan por la puerta ancha son los paganos, ateos, religiosos, teístas, agnósticos, humanistas, judíos y gentiles, personas de cualquier edad, trasfondo, persuasión y circunstancia que no hayan venido a la obediencia salvadora en Jesucristo. En el día del juicio, muchos afirmarán ser seguidores de Jesús el Mesías, Él os dirá: No sé de dónde sois. ¡Apartaos de mí todos los hacedores de iniquidad! (Lucas 13:24-27).

Sin embargo, el grupo que pasa por la puerta estrecha está destinado a la vida eterna y es poco numeroso. Cuando Jesús dijo: No temáis manada pequeña (Lucas 12:32), la palabra que usó para pequeña fue micros, de la cual deriva el prefijo micro, que significa algo pequeño. Porque muchos son llamados, pero pocos escogidos (Mateo 22:14), pero el número real de creyentes no está limitado de ninguna manera porque la puerta sea demasiado estrecha. No hay límite para el número que podría atravesar esa puerta, si siguen el camino del SEÑOR, en arrepentimiento por sus pecados y confiando en Yeshua el Mesías para ser salvo. Tampoco es el número pequeño porque el espacio celestial sea limitado. Ni el número es pequeño porque ADONAI desea que la mayoría se pierda espiritualmente, la gracia de Dios y las moradas del cielo son ilimitadas. Todo lo contrario: Él tiene paciencia con ustedes, porque no quiere que nadie perezca sino que todos se arrepientan (2 Pedro 3:9b).842 La puerta por la que atraviesan es la puerta por la que han elegido pasar. Todos tenemos una opción.

2. Osa mayor (La osa grande): La osa grande es una imagen del gran número de personas de fe durante el Reino milenial. Estos son los que ingresaron por la puerta estrecha y descansarán en paz y clamarán a ADONAI Tú eres mi refugio; tú me protegerás del peligro y me rodearás con cánticos de liberación (Salmo 32:7). También dirán: Porque tú eres mi refugio, mi baluarte contra el enemigo. Anhelo habitar en tu casa para siempre y refugiarme debajo de tus alas (Salmo 61:3-4).

Es una constelación grande e importante, que contiene 87 estrellas, de las cuales una de primera magnitud, cuatro de segunda, tres de tercera y diez de cuarta. Siempre presenta una apariencia impresionante y es la más conocida de todas las constelaciones. Los árabes todavía la llaman Al Naish, o Annaish, los reunidos, como ovejas en un rebaño. La estrella más brillante, alfa (en el lomo), se llama Dubhe, que hemos visto significa una manada de animales, o el rebaño, y le da el nombre a toda la constelación. La estrella beta (debajo de ella) se llama Merach (hebreo) el rebaño, o (árabe) el comprado. La estrella gamma (a la izquierda de la beta) se llama Phaeda, o Phacda, que significa numerada como un rebaño, porque Él determina el número de las estrellas y a todas ellas les pone nombre (Salmo 147:4).

Que A DONAI reunirá el rebaño y cuidará de ellos, está escrito tan claramente en la Biblia como en los cielos. Así dice el SEÑOR omnipotente: Yo mismo me encargaré de buscar y de cuidar a mi rebaño. Como un pastor que cuida de sus ovejas cuando están dispersas, así me ocuparé de mis ovejas y las rescataré de todos los lugares donde, en un día oscuro y de nubarrones, se hayan dispersado. Yo las sacaré de entre las naciones; las reuniré de los países, y las llevaré a su tierra. Las apacentaré en los montes de Israel, en los vados y en todos los poblados del país. Las haré pastar en los mejores pastos, y su aprisco estará en los montes altos de Israel. Allí descansarán en un buen lugar de pastoreo y se alimentarán de los mejores pastos de los montes de Isra’el. Yo mismo apacentaré a mi rebaño, y lo llevaré a descansar. Lo afirma el SEÑOR omnipotente. Buscaré a las ovejas perdidas, recogeré a las extraviadas, vendaré a las que estén heridas y fortaleceré a las débiles, pero exterminaré a las ovejas gordas y robustas. Yo las pastorearé con justicia (Ez 34:11-16).

3. Argo (El Barco): Cada capítulo termina en gloria y lo mismo es cierto aquí. A lo largo de la larga historia de Israel, los gentiles del mundo comúnmente atacaron a los judíos de Isra'el. Pero durante el Reino mesiánico, los judíos encontrarán que son una atracción para los gentiles, pero esto no será para ganarse el favor de ellos o pagarles por su sufrimiento. Tampoco será reconocerlos como una raza superior. Será para compartir con ellos en la adoración del Señor, y cuando vengan los gentiles, traerán consigo dos cosas, los hijos e hijas de Isra'el y las riquezas del mundo (Isaías 60:11, 61:6; Hageo 2:7-8; Zacarías 14:14).

Argo significa compañía de viajeros, y tan pronto como los judíos reciban la noticia del triunfo de ADONAI en la Campaña de Armagedón, zarparán. Isaías nos dice que la velocidad de los barcos es como la rapidez con que las palomas regresan a sus nidos. Dice que ve una flota de barcos cuyas velas parecen nubes en el horizonte del mar Mediterráneo, y los grandes barcos de Tarsis en el mar encabezan el camino (Isaías 60:5-9).

Hay 64 estrellas en Argo, una de primera magnitud, seis de segunda, nueve de tercera y nueve de cuarta. Su estrella más brillante, alfa (cerca de la quilla), se llama Canopus o Canobus, lo que significa la posesión de Aquel que viene. Otras estrellas no identificadas son Sephina, la multitud, Tureis, la posesión y Soheil (árabe), el deseado. Esta será una carga muy valiosa. Pero después de mil años de ausencia de conflicto, aún existe el cumplimiento del triunfo final en el último signo.

Ntd: En esta traducción se empleó la BTX 3º edición.

 

< previous page
next page >

Génesis | Exodo | Isaias | Rut | Ester | Jeremias
La Vida de David | Jonas | Judas | La vida de Cristo | Hebreos | Apocalipsis
English | Español | Testimonios | Acerca de nosotros