El pacto en Berseba

21: 22-34

ESCUDRIÑAR: ¿qué le preocupó a Abimélec (Capítulo 20)? ¿Cuál fue la preocupación de Abraham? ¿Cómo se confirma este pacto? Cuál fue el resultado? ¿Qué representa la plantación de un árbol tamarisco por parte de Abraham?

REFLEXIONAR: ¿Alguna vez sus acciones pasadas hicieron que tropezara un incrédulo en su confianza en usted? ¿Cómo puede restaurar su confianza en usted? ¿Cuando en su vida sospecha que Dios está especialmente cerca de usted en ese momento? ¿Por qué? ¿Qué sugiere esta historia sobre la importancia de cualquier tipo de juramento que tomamos?

Habían pasado unos dos o tres años desde que Abimelec le había dado permiso a Abraham de vivir en cualquier lugar que él deseara de lo que se convertiría en territorio filisteo (20:13). Abraham estaba viviendo a unos cuarenta kilómetros de Gerar. En el momento en que Ismael y Agar fueron echados: Sucedió en aquel tiempo que Abimelec y Ficol, capitán de su ejército, se dirigieron a Abraham diciendo: Elohim está contigo en todo lo que tú haces (21:22 BTX). Dios estaba bendiciendo a Abraham y se hizo evidente. Incluso los gentiles habían llegado a reconocer la presencia de Dios en la vida de Abraham, y por lo tanto, Abimelec deseó proteger su propio futuro mediante la formación de una alianza con Abraham. Era hora de que los dos hombres hicieran un pacto.349

Abimelec declaró: Ahora, pues, júrame aquí por Elohim, que no me engañarás, ni a mí, ni a mi hijo, ni a mi posteridad. Conforme a la misericordia que he obrado contigo, haz conmigo y con la tierra en que estás como forastero (21:23 BTX). Abimelec dijo esto porque Abraham lo había engañado antes una vez con Sara y el rey de Gerar no confiaba en él. Abimelec tenía un problema. Él sabía que Dios estaba con Abraham en todo lo que hacía el patriarca, pero él tenía una historia de ser engañador. Cuando usted está tratando con una persona poderosamente engañosa, le gustaría tener más garantías, y así Abimelec pidió por tales. Y dijo Abraham: Yo lo juro (21:24 BTX). Abraham estaba perfectamente dispuesto a aceptar un pacto, pero primero él tenía una queja que necesitaba ser aclarada.

Pero Abraham se quejó ante Abimelec por causa de un pozo de agua del cual se habían apoderado los siervos de Abimelec (21:25 BTX). El verbo hebreo sugiere que Abraham tuvo que hacer sus denuncias o quejas varias veces. Quizás Abimelec era experto en tácticas elusivas. Los conflictos por los pozos eran comunes. Más tarde, los pastores de Gerar riñeron con los pastores de Isaac (26:20a).

Pero Abimelec se disculpó a si mismo diciendo: No sé quién pudo haber hecho tal cosa, y además, ni tú me habías informado ni yo lo había oído hasta hoy (21:26). Abraham pareció quedar satisfecho con esta respuesta, porque: Entonces tomó Abraham un rebaño y una vacada y se las dio a Abimelec, y ambos concertaron un pacto de paz (21:27 BTX). Separó Abraham siete corderas del rebaño (21:28 BTX). Abimelec notó que Abraham había hecho esto y preguntó, ¿Qué son estas siete corderas que has puesto aparte? (21:29 BTX)? Y dijo: Que tomarás de mi mano estas siete corderas a fin de que me seas testigo (como signo visible) de que cavé este pozo (21:30 BTX). El hecho de que Abimelec aceptara las corderas muestra que él reconoce los reclamamos de Abraham y el pozo se convirtió en su posesión permanente. Así el pacto no sólo era de paz, sino también de justicia.

Así que llamó a aquel lugar Berseba, Beer Sheva, significa literalmente el pozo de los siete. Las palabras hebreas para siete y juramento es la misma. Por lo tanto, se llama así porque ambos se juramentaron allí (21:31). Sheva viene de la raíz shavar, que significa jurar.

Pactaron, pues, en Beer-seba, y levantándose Abimelec y Ficol, capitán de su ejército, regresaron a tierra de los filisteos (21:32 BTX). La tierra donde los filisteos eventualmente se asentarían cinco o seis siglos después, en el siglo XII. Abimelec y Ficol fueron los precursores de los filisteos; vivieron en el mismo territorio que los filisteos controlarían más tarde. Entonces Abimelec y Ficol volvieron de Berseba a Gerar.

En honor del pacto: Y plantó un tamarisco en Berseba, e invocó allí el nombre de ADONAI El-Olam (21:33). La plantación de este árbol de larga vida, con su madera dura, y sus hojas perennes largas y estrechas, densamente agrupadas mostró que tenía la intención de quedarse. Y Abraham habitó como forastero muchos días en tierra de los filisteos (21:34). Esta sería su casa y comenzó a echar raíces. ADONAI, El-Olam, significa ADONAI el Dios Eterno. Aunque él hizo un pacto con un rey terrenal, Abraham reconoció que ADONAI mismo había hecho un pacto de sangre eterno con él, y a su descendencia daría toda la tierra prometida para siempre. Isaac probablemente nació allí y creció hasta ser un hombre joven.350 Y justo cuando la vida de Abraham llegaba a la rutina, tomó un giro sorprendente.

 

< previous page
next page >

Génesis | Exodo | Isaias | Rut | Ester | Jeremias
La Vida de David | Jonas | Judas | La vida de Cristo | Hebreos | Apocalipsis
English | Español | Testimonios | Acerca de nosotros